Conociendo los efectos secundarios de la epidural

Al igual que la anestesia raquídea, la epidural tiene como objetivo insensibilizar partes especificas del cuerpo a fin de bloquear el dolor; su aplicación, se basa en la aplicación de inyecciones sea directo en la columna vertebral o en torno a la misma. Si bien los riesgos asociados a estas inyecciones son poco frecuentes, conviene analizarlos y disipar cualquier duda con el profesional que realizará el procedimiento y así delimitar posibles efectos secundarios epidural.

Efectos secundarios de la epidural

Por lo general, la epidural es la solución al dolor del parto, de ahí que pocas mujeres ni siquiera conciben la idea de dar a luz sin ella; en efecto, esta es su utilidad más conocida, no obstante, también puede administrarse en otros procesos quirúrgicos.

Al tratarse de una anestesia, la epidural resulta eficaz en el alivio del dolor – efecto que consigue de manera casi inmediata – pero también supone posibles efectos secundarios que merece la pena conocer:

  • Prolongación de la duración del parto: su administración suele disminuir la capacidad de pujo, dificultando la salida del bebé; además, estudios sugieren que su uso incrementa las probabilidades de tener que utilizar fórceps, lo que implica aumento de riesgo de sufrir desgarro perianal.
  • Hipotensión: en algunos casos, la epidural conlleva a episodios transitorios de tensión muy baja, reflejándose a su vez en la caída de la frecuencia cardíaca del bebé, demandando estrecha vigilancia.
  • Vómitos:las estadísticas arrojan que cerca del 30% de las mujeres presentan náuseas luego de aplicarles la anestesia, de las cuales alrededor de 3 a 7%, terminan vomitando.

Efectos secundarios epidural

¿Qué riesgos supone las inyecciones epidurales de esteroides?

Como todo procedimiento médico invasivo, el uso de anestesia epidural lumbar de esteroide acarrea posibles efectos secundarios y complicaciones; adicional al entumecimiento temporal de intestinos y vejiga, entre los riesgos figuran:

  • Infecciones: pese a ser mínimo – entre el 0,1% y el 0,01% de los casos – existe el riesgo de sufrir una infección grave.
  • Daño en los nervios: rara vez, la aguja puede causar un traumatismo directo produciendo daño en algún nervio, consecuencia que es posible tener que lidiar a tras una hemorragia o infección.
  • Sangrado: a pesar de ser menos frecuente que los anteriores, se trata de una complicación habitual en pacientes con trastornos hemorrágicos subyacentes.
  • Punción dural: mejor conocida como “punción húmeda”, se evidencia en el 0,5% de las inyecciones, causando dolor de cabeza; si bien puede aliviarse en un par de días, puede requerir un parche hemático.

Posibles efectos secundarios

El uso de inyecciones epidurales de esteroides no sólo trae consigo los riesgos antes mencionados, sino la posibilidad de tener que afrontar ciertos efectos secundarios propios del medicamento que aunque poco frecuentes, y de prevalencia inferior al de los esteroides orales, incluyen:

  • Incremento localizado del dolor.
  • Ansiedad e insomnio.
  • Rubor facial.
  • Incremento de los índices de azúcar en sangre.
  • Fiebre en la noche de la inyección.

En el peor de los casos, ulceras estomacales, cataratas, artritis grave de cadera y disminución transitoria de la inmunidad.

¿Cómo es aplicada la anestesia epidural?

Esta anestesia se aplica en la zona baja de la espalda de la paciente, justo por encima de su columna vertebral. Para ello es necesario que se realice un proceso adecuado en donde la mujer deberá de realizar unos pasos.

  1. Se le pediré que se recueste de lado o en su defecto que se siente e incline hacia adelante.
  2. Necesitará poder contraer su estómago hacia adentro para que su espalda se arquee hacia afuera haciendo más fácil la colocación de la inyección

El anestesiólogo deberá de limpiar el área donde se colocara la anestesia e inyectara medicamento para adormecer el lugar donde se insertara la aguja de la epidural.

  • El anestesiólogo introducirá la aguja en la parte baja de la espalda de la paciente
  • Esta aguja se coloca en un pequeño espacio con separación por fuera de la medula
  • Se colocara un catéter en la espalda justo a un lado de la columna
  • Una vez se realicen estos pasos se procede a retirar la aguja

El medicamento de anestesia será administrado a través de una sonda cuando sea necesario.

Con mayor frecuencia la primera dosis suele ser la más baja para poder crear una seguridad entre la madre y él bebe. Cuando el medicamento haga efecto, pudiendo demorar unos 20 o 30 minutos, el alivio llegara y podrá hacer sentir mejor el cuerpo de la madre. Es posible que sienta molestias aun en su recto y espalda, esto será debido al aumento de las contracciones.

En algunos casos se presentan temblores luego de haberse administrados la anestesia epidural pero es un factor común, muchas mujeres continúan temblando luego de haber dado a luz, incluso sin haber utilizado esta anestesia.

¿Cómo afecta al bebe la epidural?

Una pequeña parte de la epidural puede llegar al bebe, será mucho menos de lo que la madre recibirá además de los medicamentos para aliviar el dolor, estos son administrados por vía intravenosa e incluso pudiendo recibir anestesia total en su cuerpo.

Los riesgos y efectos secundarios de la epidural en los bebes son realmente mínimos, pero en estos puede incluirse dificultad en el ritmo cardiaco siendo este lento, que pueden ocasionarse por la presión arterial baja de la madre.

¿Cómo será la sensación después del parto?

Luego de la colocación de la epidural podrá tener episodios de escalofríos después de que nazca su bebe. Es muy común aun cuando la epidural no se ha suministrado, el adormecimiento en las piernas y una sensación de hormigueo debido a la medicación se comenzara a ir lentamente, esto puede tardar un poco.

Es posible que pueda caminar al cabo de unas horas luego de su parto. Dentro de este periodo es recomendable que una persona le asista en la ayuda con su bebe hasta que haya recuperado por completo la movilidad en sus piernas. Si le han realizado una cesárea, es posible que su médico continúe suministrándole medicación de la epidural por un lapso de tiempo.

La Epidural es un metodo opcional para las mujeres que darán a luz, el proceso de parto puede resultar doloroso y es una alternativa al dolor.